domingo, 16 de noviembre de 2008

CADA DÍA MÁS AMIGAS

Poco a poco Nika va aceptando a Yuna, la verdad que al principio no parecía muy fácil, los celos de la labrador, y las excesivas ganas de juego de la pequeña, han desesperado a Nika, produciendo algún encontronazo que otro, pero bueno lo van superando y casi me atrevería a decir que la grande está educando a la pequeña.Toda una experiencia para la familia observarlas.

17 comentarios:

encarna dijo...

Gracias por tu cometario en mi blog, me da gusto que siempre que pongo algo en el, tu pasas a visitarme. Que tal dejan tu jardin los perritos, de lo peor me imagino, porque ya se como son, yo tengo tres, son mucho mas chicos que los tuyos y aun asi son algo serio. Te mando un saludo cariñoso desde Mexico, que tengas buen iniciode semana.

Piri - Mi taller de manualidades dijo...

la foto lo dice todo
Yuna en su trono y nika en la barera
monisimas, es poco.

majo dijo...

SON GUAPISIMOS, DEBES DE ESTAR ENCANTADA CON ELLOS,YO TENGO UNO PEQUEÑIN.UN BESO.

Lucy dijo...

Qué dos cositas más lindas! Qué envidia (de la buena) poder disfrutar de la compañía de Nika y de Yuna, mi hija pequeña nos pide tener uno en casa desde hace tiempo y creo que vamos a claudicar :)

majo dijo...

hola carmen te dejo un tag en mi blog, si te apetece recogelo. un beso.

lola dijo...

estan preciosas, pero a mi tu labradora me tiene loca, no lo puedo remediar,
un besote.

Karmela dijo...

Da gusto verlas....tan guapas ellas. Cómo crece Yuna!!!
Un beso

Blanca R.C. dijo...

Supongo que los perros tienen sus propias leyes como los humanos y no es fácil aceptar un nuevo miembro en la familia que no se ha pedido, pero supongo que al ser una un cachorro y la otra una grandota pronto le saldrá el instinto maternal o al menos se convertirá en la jefa de la manada, pero es muy gracioso ver como la pequeña hace intentos de acercamiento, con esa cara tan pícara, mientras la grande se arma de paciencia.

Blanca R.C. dijo...

Supongo que los perros tienen sus propias leyes como los humanos y no es fácil aceptar un nuevo miembro en la familia que no se ha pedido, pero supongo que al ser una un cachorro y la otra una grandota pronto le saldrá el instinto maternal o al menos se convertirá en la jefa de la manada, pero es muy gracioso ver como la pequeña hace intentos de acercamiento, con esa cara tan pícara, mientras la grande se arma de paciencia.

MARIA DEL CARMEN dijo...

¡ QUE IMAGEN!!! Me encanta!!!!
Supongo que para Nika debe de ser como cuando a un niño mayor le entra en su casa un pequeñin que le va detrás y no lo deja vivir hasta que al final lo deja por imposible pero con el tiempo no pueden estar uno sin el otro!! ¿No te parece?
Guapa que tengas buen comienzo de semana
Cariños!!!!

piwiky dijo...

¿¿SE AN CAMBIADO LA CUNA VERDAD???, O ES QUE LA GRANDE SE HA APROPIADO DE LA DE LA PEQUEÑA??' SEGURO QUE SE HACEN GRANDES AMIGAS. MI DUKE ESTA DESCUBRIENDO EL MUNDO Y NOSOTROS SUS TRAVESURAS..... ALGUN DIA FORMALIZARAA VERDAD ??? BESOS GUAPA¡¡¡¡

Alicia dijo...

Una imagen maravillosa Carmen! Me encanta ver sus caritas. Mi gran pena al vivir en un piso es no poder disfrutar de un jardín con un perro correteando, disfrutalos muchisimo y de vez en cuando pon unas fotos que por lo menos a mi ya me alegra el día jeje.
Un besazo.
Alicia.

YO dijo...

hola me gusto tu blog te seguire mas a menudo besos

Blanca R.C. dijo...

Carmen en mi blog te he dejado un reto,

Patry dijo...

Que ricos tus perritos, me encantan, besazossss y feliz semana

Georgina dijo...

Los perritos tienen su lenguaje que sólo ellos entienden. Cuando llegó Borges a casa, Debbie no lo aceptaba mucho, pero eso no duró mucho por suerte. Ahora todos se quieren, y ni decirte la chiquita que los tiene revolucionados a todos. bss.

amor dijo...

ver que los animales se quieren da fe en la vida